Tools and resources to help your company expand globally

Cobertura de Riesgos

Santander pone a su disposición la gestión más eficaz de los riesgos de cambio para maximizar sus beneficios. Le proponemos la forma más sencilla, cómoda y rápida de gestionar su riesgo de cambio que le permitirá reducir las posibles fluctuaciones de cambio de las diferentes divisas.

Santander le proporciona todos los instrumentos necesarios para fijar cambios a una fecha futura; para ampliar información pulse en cada una de las siguientes opciones.

Mercado de Divisas

Descripción

Es la estructura organizativa a través del cual se compran y se venden las diferentes monedas nacionales. Principalmente operan bancos o intermediarios financieros, bancos centrales de cada país, brokers y empresas.

Concepto de Divisa

Cualquier medio de pago (cheque, transferencia, etc.) cifrado en una moneda que no sea la nacional. También se engloban en el concepto de divisa los billetes de banco extranjeros.

Fluctuaciones de las divisas

Las divisas fluctúan constantemente debido a una serie de factores como son:

  • Operaciones de Importación y Exportación
  • Situación Político-Social
  • Indicadores económicos (Tipos de interés, Inflación, etc...)
  • Incidencias en el Mercado Monetario
  • Intervenciones Bancos Centrales
  • Liquidez del Mercado

Segmentos básicos en el Mercado de divisas

En el mercado de cambios se distinguen dos segmentos básicos, en función del tiempo que media entre la contratación y la liquidación y que configuran dos grupos específicos de operaciones y dos precios o tipos de cambio diferenciados:

  • El mercado de contado (spot)
    En él se realizan las operaciones de compra y venta de divisas contra la moneda nacional, cuya entrega se realiza hasta dos días hábiles posteriores al de contratación de la operación
  • Mercado a plazo o Compra venta de Divisa a Plazo ( forward )
    Son operaciones de compra y venta de divisas contra moneda nacional, cuyo cambio se fija en la fecha de contratación y su entrega o liquidación se realiza en el futuro, a partir del tercer día hábil posterior al de la contratación.

Compra venta de Divisa a Plazo

Descripción

Es una operación de compra o venta de divisas a plazo, mediante la cual se elimina la incertidumbre que surge en cualquier pago o cobro futuro que se tenga que realizar en moneda distinta de la divisa local.

Por tanto, se trata de un contrato que firman una entidad financiera y un exportador/importador, en virtud del cual se crea un vínculo con dos obligaciones principales:

  • Por parte del exportador/importador, a vender/comprar al Banco la divisa de la exportación/importación en una fecha determinada.
  • Por parte del Banco, comprar/vender al exportador/importador la divisa de la operación, al cambio prefijado al suscribir el contrato, al margen de la cotización que exista en el momento del reembolso/pago.

Características Generales

  • El Compra venta de Divisa a Plazo puede realizarse por el total de la operación o por una parte de ella.
  • Puede concertarse desde el momento en que se cierre la operación comercial o en cualquier momento otro momento anterior al vencimiento del cobro/pago.
  • El Compra venta de Divisa a Plazo lo fija el Banco
  • No existe plazo máximo legal para realizar una cobertura si bien, en la práctica, el máximo tiempo asegurable es un año.
  • Las cotizaciones de los Compra venta de Divisa equivalen, aproximadamente, a la diferencia de intereses de las divisas.

Cotizaciones de los Compra venta de Divisa a Plazo

Ponemos como ejemplo el caso de una exportación.
Cuando exportador y Banco realizan un Compra venta de Divisa a Plazo, éste último fija una cotización de divisa contra el euro a una fecha determinada.
Así, si el dólar USA cotiza contado a 1,25 (1 € = 1,25 $), y el exportador realiza un Compra venta de Divisa a Plazo por tres meses (tiempo que tardará en cobrar en la misma divisa), el Banco fijará el seguro, por ejemplo, en 1,247.
En consecuencia, el exportador ya sabe que suceda lo que suceda dentro de 90 días, el Banco se ha comprometido a comprarle los dólares USA a 1,247 y:

  • Si la cotización del dólar USA ha caído no tendrá pérdidas
  • Si el dólar USA se aprecia, habrá dejado de ganar
  • Por tanto el Compra venta de Divisa a Plazo cubre las pérdidas

¿Cómo fija el Banco el tipo de cambio de la Compra venta de Divisa a Plazo?

A través de un sencillo ejemplo (exportador español), podemos ver los pasos teóricos que sigue el Banco. Suponemos los siguientes datos de partida:

Cantidad asegurada: 100.000 dólares USA (importe de la exportación a cobrar a 90 días)
Libor del dólar USA: 2%
Euribor: 3%
Cambio contado (spot) del dólar USA: 1,25 (1€=1,25$)

Los pasos teóricos que daría el Banco para calcular el Compra venta de Divisa a Plazo son:

  1. Pediría prestados 100.000 dólares USA a 90 días en el Mercado Interbancario
  2. Por este préstamo pagaría el Libor del dólar USA: 2%.
  3. Vendería los dólares USA al contado contra Euros.
  4. Colocaría estos Euros en el Mercado Interbancario a 90 días al 3%. (Euribor)
  5. Pasados los 90 días: El Banco cancelaría el préstamo en dólares USA con los dólares que le entregaría el cliente producto de su exportación y a su vez el Banco entregaría al cliente exportador los Euros que colocó en el Intebancario.

Siguiendo con el mismo ejemplo, el cálculo matemático es el siguiente:

Al Banco asegurador le ha costado el 2% los dólares USA que ha pedido prestados.
Por otra parte, ese mismo Banco asegurador ha percibido el 3% (Euribor) por situar los Euros en el Interbancario. El resultado es que el Banco ha obtenido una diferencia de intereses del 1% que traspasa al exportador en la cotización a plazo.




Luego;
Compra venta de Divisa a Plazo = 1,250 (cambio contado) - 0,003 = 1,247

De aquí se desprende que:

  • Si el Libor < Euribor , la divisa asegurada cotiza más alto en el futuro, con lo cual el exportador recibirá más euros (si se trata de una operación de importación, el importador tendría que pagar más euros)
  • Si el Libor > Euribor, la divisa asegurada cotiza más bajo en el futuro y el exportador recibirá menos euros (en este caso, un supuesto importador tendría que pagar menos euros por sus compras)

Cancelación del Compra venta de Divisa a Plazo

  • Cancelación en el momento acordado:
    No le ocasionará ninguna dificultad. Al recibir el pago ingresará las divisas en el Banco para cancelar el Compra venta de Divisa a Plazo contratado.
  • Incumplimiento del contrato:
    Se produce cuando el cliente no utiliza el Compra venta de Divisa a Plazo contratado. Llegado el momento del vencimiento, el Banco acudirá al mercado de contado y venderá o comprará la divisa que tenía reservada para su cliente. La diferencia de cambio la abonará o adeudará al cliente.
  • Cancelación anticipada:
    Se produce por acuerdo mutuo, y por regla general se realiza mediante la contratación de un Compra venta de Divisa a Plazo de signo distinto y con la misma fecha de vencimiento que el formalizado anteriormente.
  • Prórroga del Compra venta de Divisa a Plazo:
    Si llegado el vencimiento el cliente tiene la certeza de que va a cobrar pero más tarde, puede negociar con el Banco la prórroga del Compra venta de Divisa a Plazo por los días de demora del reembolso. Esto se puede hacer también con anterioridad a la fecha del vencimiento.

Ventajas para el cliente

Eliminación del riesgo de cambio, por lo que se fijan los resultados futuros en las transacciones en divisas, cuando exista un aplazamiento del pago o cobro.

No existe ningún desembolso inicial ya que se paga o liquida al vencimiento.

Compra venta de Divisa a Plazos Abierta

  • Es una operación de cobertura de riesgo de cambio, por la cual el cliente y el Banco se obligan mutuamente a respetar un cambio acordado para la compra o venta de una divisa contra otra dentro de un periodo preestablecido.
  • La diferencia con el Seg. de Cambio tradicional es que en éste el precio se fija para un día determinado y en el Seg. de Cambio Abierto el precio se fija para un periodo de tiempo (15 días, 2 meses, ...)
  • El cliente podrá hacer tantas utilizaciones parciales como desee, dentro del límite del periodo y del importe total restante, al mismo precio pero sin penalizaciones.
  • Para que el cambio fijado pueda ser competitivo, el cliente previamente nos dará una estimación de sus flujos.

Ventajas para el cliente

  • Elimina posibles fluctuaciones adversas de la divisa en un solo contrato.
  • Permite conocer con antelación los costes máximos o rendimientos mínimos de la operación comercial.
  • Simplifica la gestión en casos de pagos y cobros muy fraccionados y de fechas inciertas.
  • No existe desembolso inicial.

Para que Santander pueda ofrecer un precio ajustado al mercado, el cliente nos deberá informar de las fechas y los importes estimados, LO MAS AJUSTADO A LA REALIDAD, en los que se utilizará el Compra venta de Divisa a Plazo.

Opciones de divisa

Descripción

Es un contrato que conlleva el derecho, (no la obligación) a comprar (Call Option) o vender (Put Option) a una cantidad determinada de una moneda por otra diferente, a un tipo de cambio prefijado (Precio de Ejercicio) durante un periodo de tiempo estipulado. A cambio de este derecho, el Comprador de la Opción (Cliente) tiene que pagar al Vendedor (Banco) una Prima.

La diferencia básica entre la Compra venta de Divisa a Plazo y la Opción es que en el primero se contrae una obligación de cumplimiento y, en la segunda, un derecho, pero no una obligación.

Partes que intervienen en una Opción sobre Divisas

El Comprador (Cliente)

Adquiere el derecho (no la obligación), a comprar o vender la divisa. Sus resultados son: Pérdida limitada por el precio de la Prima o Posibilidad de obtener beneficios ilimitados

El Vendedor (Banco)

Asume la obligación de cumplir el contrato cuando la Opción se ejercite.

La Prima de la Opción

Es el precio del contrato, la contraprestación que pagará el Comprador (Cliente) y que recibirá el Vendedor (Banco).

El Precio de Ejercicio

Es el precio o tipo de cambio al que, en caso de ser mejor que el precio de contado, tendrá derecho el Comprador (Cliente) de la Opción a efectuar la compra o la venta de la divisa.

Coste de las Opciones

El propio exportador o importador, es decir, el Comprador de la Opción, es quien negocia y fija el precio (Precio de Ejercicio) al que quiere adquirir o vender determinada divisa en un día concreto. Este tipo de cambio también se denomina strike price.

En función del cambio fijado, el Comprador tiene que pagar una Prima al banco Vendedor. Esta Prima se paga en el momento de la adquisición y también recibe el nombre de premium.
Así otra diferencia básica con la Compra venta de Divisa a Plazo es que en éste no se paga nada (salvo la comisión bancaria) y en la Opción se paga una Prima.

Al pagar una Prima por parte del Comprador, el coste definitivo de una Opción es:

Prima + Lucro cesante

entendiendo por lucro cesante el rendimiento que se hubiera obtenido por una colocación alternativa del dinero pagado por la Prima.

Ejercicio de la Opción (Opción Europea)

Al llegar el vencimiento de la Opción su Comprador (Cliente) determinará si le interesará o no ejercitarla. Supongamos, por ejemplo, un exportador que va a recibir 100.000 dólares USA dentro de 3 meses. El dólar al contado está a 1,250 y la Compra venta de Divisa a Plazo cotiza a 1,247. Sin embargo, el exportador quiere cambiarlos a 1,230.

Adquirirá una Opción de Venta (Put Option) a 1,230. El Banco Vendedor le cobra una Prima, por ejemplo 0,017 $ por cada dólar USA. Llegado el día del vencimiento de la Opción (3 meses después) el mercado de contado da una cotización del dólar USA a 1,260. Obviamente ejercerá su derecho vendiendo los dólares USA al Banco a 1,230.

Precio de Ejercicio 1,230 + 0,017 $ de Prima = 1,247 dólar USA por cada Euro. Si compara este resultado le sale igual que si hubiera realizado al principio una Compra venta de Divisa a Plazo a 1,247.

Podría haber sucedido que en el momento del vencimiento el dólar USA estuviera, por ejemplo, a 1,200. No ejercería la Opción y los vendería en el mercado a 1,200.

Opciones Americanas

Cuando el ejercicio o no de la Opción sólo se puede realizar el día del vencimiento, estaremos hablando de una Opción Europea.

También existe la Opción Americana, que es aquella que se puede ejercer en cualquier momento durante su vigencia, es decir, desde su adquisición hasta el vencimiento.

Opciones Prima Cero (Túnel)

Se monta a partir de una Opción de Compra y una Opción de Venta simultáneas del mismo importe e igual vencimiento, de manera que las primas se cancelan. Se crea así un túnel de cotizaciones asegurándose el tipo de cambio en torno a unos valores fijados de los precios de ejercicio, y queda limitada la posibilidad tanto de ganar como de perder.

Otros derivados de Tipo de Cambio

Además de las Compra venta de Divisa y de las Opciones en Divisas, Santander ofrece la posibilidad de utilizar Otros Derivados de Tipo de Cambio para reducir/eliminar el riesgo de cambio en las operaciones de Comercio Exterior.

Entre otros, podemos enumerar:

  • Compra venta de Divisa a Plazo Extra (Forward Extra)
  • Compra venta de Divisa a Plazo con Liquidación

Compra venta de Divisa a Plazo Extra (Forward Extra)

  • Importación
    El cliente se asegura un precio Máximo de compra y se beneficia de la evolución favorable hasta un nivel de Depreciación; si toca o sobrepasa ese nivel durante un plazo determinado, el cliente compra al precio Máximo.
  • Exportación
    El cliente se asegura un precio Mínimo de venta y se beneficia de la evolución favorable hasta un nivel de Apreciación; si toca o sobrepasa ese nivel durante un plazo determinado, el cliente vende al precio Mínimo.

Compra venta de Divisa a Plazo con Liquidación

  • Importación
    El cliente se asegura el precio de Compra (mejor que la Compra venta de Divisa a Plazo Tradicional), pero si durante un plazo determinado la cotización toca o sobrepasa una Barrera, el seguro desaparece.
  • Exportación
    El cliente se asegura el precio de Venta (mejor que la Compra venta de Divisa a Plazo Tradicional) pero si durante un plazo determinado toca o sobrepasa una Barrera, el seguro desaparece.

Riesgo de Insolvencia

Los dos componentes fundamentales de una operación de compraventa, sea ésta nacional o internacional, son la entrega de la mercancía y su cobro. Este último es, sin duda, el más decisivo para un exportador. Es obvio, por otra parte, que cualquier incidencia relacionada con el cobro de las mercancías vendidas será de más difícil resolución en las operaciones de comercio exterior que en las interiores. Interesa al exportador, por tanto, conseguir la mayor seguridad en la obtención del importe de la venta. Esa mayor seguridad en los cobros derivados de operaciones comerciales internacionales puede alcanzarse por diversos caminos; los cobros anticipados, los medios de cobro documentarios o las garantías bancarias, son algunos de ellos. Otra de estas vías es lo que se denomina el "seguro de crédito", es decir, la obtención por el exportador de una garantía, a través de una compañía de seguros, de que si no cobra el importe de la venta, dicha compañía le indemnizará por el “siniestro” que supone el impago. El seguro de crédito para operaciones internas tiene una filosofía similar.

Concepto

Contrato de seguro que permite al exportador cubrirse frente al riesgo de impago, así como a otros riesgos asociados al proceso de venta al exterior. A cambio de una prima, la compañía de seguros se compromete a indemnizar al exportador frente al “siniestro” que implica el siniestro, así como a otros riesgos relacionados con la exportación.

Clasificación de tipos de riesgos

El riesgo más importante que se suele cubrir con un seguro de crédito es el de impago del comprador, que es el denominado específicamente como Riesgo de crédito, es decir, aquel que existe desde el momento en que se envía la mercancía hasta que se cobra.

El otro importante riesgo susceptible de cubrir es el derivado de que al fabricante le hagan un pedido y luego se lo cancelen. Este riesgo es particularmente importante en los productos que se fabrican exclusivamente bajo pedido, como muchos bienes de equipo y de capital (maquinaria, barcos, etc.). Esta contingencia es la que se denomina Riesgo de resolución de contrato, es decir, el existente desde el momento de la firma del contrato hasta la expedición de la mercancía.

Igualmente, puede ser cubierto el denominado Riesgo de no retirada de mercancía, es decir, aquel derivado de que el comprador, incumpliendo el contrato de compraventa, no se haga cargo de la mercancía en el punto y momento acordado, y tenga que ser recuperada por el exportador.

Pero existe otra importante clasificación de riesgos, que se superpone a la anterior, en función del motivo que genera el impago. Así estaríamos ante:

  • Riesgo comercial derivado de la insolvencia o la morosidad prolongada de los deudores privados y sus garantes.
  • Riesgo político, que incluye el Riesgo de transferencia (imposibilidad de transferir divisa por razones públicas, generalmente originadas en el Estado en que radica el comprador) y el Riesgo soberano (impago de compradores públicos).
  • Riesgos extraordinarios, derivados de situaciones catastróficas.

Esta es la clasificación de los tipos de riesgo más importantes a considerar en una operación comercial, desde el punto de vista del exportador.

Entidades que proporcionan coberturas

Las compañías de seguro de crédito a la exportación (especializadas o generalistas) proporcionan este tipo de cobertura:

  • España: CESCE, Crédito y Caución, Mapfre Caución y Crédito y COFACE Ibérica.

Características comunes de las pólizas de crédito a la exportación

Grado de cobertura para el exportador: Las pólizas de seguro de crédito a la exportación no cubren el 100% del valor de la exportación. Existe siempre un porcentaje del valor total sin asegurar (entorno al 20%)

Plazo d la Indemnización: El exportador no recibe inmediatamente la indemnización de la incidencia producida.

Coste del seguro: El coste del seguro depende siempre de la valoración del riesgo la operativa que haga la compañía de seguro. Se consideran aspectos como valor total a exportar, tipología de clientes, sector de la empresa, países destino de la exportación, plazos de cobro, medios de cobro, cuantía media de la operación, historial de impagos… a la hora de valorar la prima.

Países para los que se utiliza en mayor medida el seguro de crédito a corto plazo: Se utiliza mucho más para operaciones con países desarrollados que en para los nos desarrollados, motivado por que en los primeros los compradores tienden a evitar los medios de cobro/pago más seguros (por su mayor coste y menor agilidad) y el exportador ha de buscar sistemas alternativos de cobertura de riesgo de impago. Por otra parte, la mayor información empresarial disponible y el nivel superior de seguridad jurídica favorecen asimismo su uso en países desarrollados.

Discover Santander international services

  • Local support
  • Globally connected
  • Multilingual
  • Simplifying international processes
Discover Santander

Contact Us